GENEALOGÍA DE LA FAMILIA GRONDONA

Árbol genealógico de la familia Grondona y su parentesco con los Barber, los García de Diego y los Villaamil del Palacio de las Nogueiras. [VER IMAGEN EN GRANDE].


La información sobre los Grondona procede principalmente de María Teresa García de Diego Barber, así como de testimonios de su madre María Teresa Barber Grondona (1918-1997). También del historiador Roberto Félix García.

La familia Grondona es originaria de Génova (Italia).

  • Ángel Grondona. Casado con Eusebia Morato, con quien tuvo al menos un hijo llamado Francisco de Paula.
  • Francisco de Paula Grondona Maroto. Se casó con Francisca Pérez España, que era hija de Pedro Pérez y Gregoria España, de Guadalajara. Residieron en Valladolid, y tuvieron al menos tres hijos:
    • Emilio.
    • Luis, abogado y propietario en Escalona (Toledo).
    • Ángela. Casada con Julio Redondo Guío con quien tuvo un hijo llamado Julio Redondo Grondona, ingeniero de caminos en Madrid. Julio Redondo Grondona se casó con Maragarita Arrieta y tuvo dos hijas: Margarita y María Ángeles.
    Francisco de Paula Grondona tenía la concesión del servicio de postas para el transporte de personas y del correo entre Algeciras y Madrid. Y según consta en una circular general de Correos fechada en Madrid el 18 de febrero de 1856 fue apoderado general de los maestros de Postas de las líneas generales de España.
    Según Roberto Félix García en los Boletines Oficiales de la Provincia de Toledo consta que Francisco de Paula Grondona compró fincas procedentes de la desamortización en Escalona y Maqueda.
  • Emilio Grondona Pérez (1844-1920). Nació en Madrid el 23 de octubre de 1844 y fue bautizado como Emilio Pedro, siendo su madrina Tomasa Rodríguez Morzo, condesa viuda de Negrón. Ingeniero de caminos, canales y puertos de la promoción de 1869. Estuvo destinado en Teruel, Zaragoza, Ciudad Real, Soria y Toledo, donde dirigió la Jefatura de Obras Públicas de Toledo (JOPT) entre 1899 y 1903 y posteriormente entre 1904 y 1907. Se casó con María de la Concepción Bandrés Magallón (†1907). En 1887 fue condecorado con la Gran Cruz de la Real Orden Americana de Isabel la Católica. También fue caballero de la Orden de Carlos III. Se jubiló el 4 de noviembre de 1909. Falleció en Madrid el día 22 de septiembre de 1920, recibiendo sepultura en el cementerio de Toledo.
    María de la Concepción Bandrés Magallón era hija de Pedro Bandrés Matutano —hijo a su vez de José Bandrés Bandrés y de Dionisia Matutano— y de Teresa Magallón Egea.
    Emilio Grondona y María de la Concepción Bandrés tuvieron siete hijos:
    • Emilia.
    • Carmen.
    • María Teresa. Casada con Elías de Montoya-Salazar y Blasco, conde de Casa Fuerte y exvicepresidente de la Diputación Provincial de Toledo.
    • Francisco de Paula.
    • María Concepción.
    • Emilio. Ingeniero de montes de la promoción de 1920, y compañero de carrera de Luis Ceballos.
      Es muy probable que en sus primeros años de carrera Emilio viviera en persona los trágicos hechos violentos conocidos como «los sucesos de El Escorial» que en marzo de 1914 terminaron con dos alumnos de la Escuela de Ingenieros de Montes asesinados a tiros por la espalda a manos de varios jóvenes vecinos de San Lorenzo de El Escorial, localidad en la que hasta ese momento se encontraba la escuela. Estos crímenes quedaron impunes debido a que un guardia civil testigo de los hechos se desdijo en sede judicial de su testimonio previo, probablemente tras recibir amenazas o coacciones. El ayuntamiento de San Lorenzo de El Escorial celebró de forma pública y festiva la absolución de los acusados por falta de pruebas. Todo ello motivó el traslado inmediato de la escuela a la ciudad de Madrid.
      A lo largo de su vida profesional Emilio realizó numerosas repoblaciones forestales en la provincia de Toledo.
      Se casó con María Trigueros Sánchez de Rojas.
      Al comenzar la Guerra Civil toda la familia Grondona fue perseguida por sus ideas políticas, por su fe católica y por su parentesco con el político monárquico José Calvo Sotelo, que había sido asesinado en Madrid el día 13 de julio de 1936. Por estos motivos Emilio fue fusilado junto a su sobrino Enrique Barber Grondona en Toledo el 25 del mismo mes de julio por los socialistas y comunistas.
    • Enriqueta. Casada con José Calvo Sotelo (1893-1936), abogado, ministro de Hacienda entre 1925 y 1930 y líder del partido monárquico Renovación Española. José Calvo Sotelo murió asesinado el 13 de julio de 1936 por guardias de asalto y varios guardaespaldas del ministro del PSOE Indalecio Prieto.
    La Guerra Civil fue una tragedia para la familia Barber Grondona. Como se expone más adelante, muchos miembros de nuestra familia fueron asesinados por los socialistas y comunistas en los primeros meses de la guerra.

María Concepción Bandrés Magallón y Emilio Grondona Pérez con la Gran Cruz de Isabel Isabel la Católica y la de Carlos III.


Emilio Grondona Pérez disfrazado.


 

Puente de hierro de Talavera de la Reina el día de su prueba de carga (izquierda) y  en la actualidad (derecha). Fue proyectado por Emilio Grondona Pérez y las obras las dirigió Luis Barber Sánchez entre 1901 y 1908.

 

Luis Barber Sánchez (segundo por la izquierda con botas) y Emilio Grondona Pérez (cuarto por la izquierda sentado) en el puente sobre el río Sangrera en San Bartolomé de las Abiertas (provincia de Toledo).

El mismo puente sobre el río Sangrera en la actualidad. Fuente: Roberto Félix García.

Obsérvense los fuertes cambios, entre la imagen de la izquierda (s. XIX) y la de la derecha (s. XXI), en la vegetación tanto del cauce y las riberas del río como de la colina que aparece al fondo. Actualmente la mayor parte de los ojos del puente están cegados por el matorral, en las mismas zonas que en s. XIX formaban parte del lecho del cauce con signos de una fuerte dinámica fluvial. Este fuerte aumento de la vegetación en el cauce y las riberas evidencia un régimen de caudales de menor torrencialidad, con avenidas de menor caudal punta y menor frecuencia de ocurrencia. El río Sangrera carece de presas o embalses que regulen sus caudales aguas arriba de este puente. Por lo que la menor torrencialidad parece deberse a una mayor y mejor cobertura forestal de la cuenca vertiente, aumentando los procesos hidrológicos de infiltración e intercepción en detrimento de la escorrentía superficial y la erosión. Esta hipótesis es concordante con los cambios en la vegetación que se observan en la ladera del fondo de las fotografías, que en s. XIX aparece totalmente deforestada, mientras que actualmente es un encinar. La fuerte disminución de la ganadería extensiva y de los aprovechamientos de leña (que ha sido sustituída por otros combustibles y por el uso de la electricidad) a partir de mediados del s. XX son sin duda las causas de estos fuertes cambios en la vegetación.

 
 
 

Bosques de pinos autóctonos creados mediante repoblación forestal por Emilio Grondona Bandrés entre 1920 y 1936 en la provincia de Toledo.


  • Carmen Grondona Bandrés (†1949). Casada con Luis Barber Sánchez (1870-1938). Tuvieron siete hijos:
    • Luis. Comandante del arma de ingenieros. Casado con Pilar Buesa Cruz. Fallecido en 1946.
    • María del Carmen.
    • Emilio.
    • Enrique. Fiscal y notario. Al comenzar la Guerra Civil toda la famila Grondona fue perseguida por sus ideas políticas, por su fe católica y por su parentesco con el político monárquico José Calvo Sotelo, que había sido asesinado en Madrid el día 13 de julio de 1936. Por estos motivos Enrique fue fusilado junto a su tío Emilio Grondona Bandrés en Toledo el 25 del mismo mes de julio por los socialistas y comunistas. Enrique sobrevivió al fusilamiento y le encontraron unas monjas tirado en la calle agonizando con un tiro en la cabeza pero aún vivo, y le trasladaron a un hospital en Madrid donde estuvo ingresado en estado muy grave. Los milicianos republicanos le localizaron, y el 27 de julio de 1936 entraron en el hospital, asesinaron de un tiro al médico sólo por el hecho de haberle atendido, y a él le mataron tirándole por las escaleras del hospital. Actualmente continua enterrado en una fosa común en Paracuellos del Jarama (Madrid).
    • María de la Encarnación.
    • María Teresa.
    • José María. Falleció en un accidente de motocicleta en la N-VI (actual A-6) a la altura de Galapagar (Comunidad de Madrid).
    Luis Barber Grondona en julio de 1936 era teniente de ingenieros y estaba destinado en Ceuta. Al conocer el asesinato de su tío José Calvo Sotelo tuvo una participación importante en la preparación del levantamiento militar del ejército de África. Al producirse el pronunciamiento militar, el 17 y 18 de julio de 1936, se encontraba en Toledo, ya que unos días antes se había desplazado a Madrid para asistir al entierro de su tío José Calvo Sotelo. En el viaje desde Ceuta a Madrid trajo escondidos debajo del forro de la gorra documentación para la preparación del levantamiento militar.
    Tras el alzamiento, el teniente Luis Barber Grondona fue uno de los militares que se refugiaron en el Alcázar de Toledo. Gracias a testimonios familiares conocemos algunos hechos sobre su participación en la defensa del Alcázar:
    • Como jefe de transmisiones del Alcázar, Luis Barber Grondona estaba al mando de la centralita telefónica. Y fue él la única persona que escuchó a todos los interlocutores de los dos extremos del hilo telefónico en la conversación del coronel Moscardó con el socialista Cándido Cabello —autoproclamado jefe de las milicias de Toledo— y su hijo, en la que Cabello amenazó a Moscardó con asesinar a su hijo si no rendía el Alcázar. Amenaza que Cabello cumplió cuando Moscardó no rindió el Alcázar.
    • Luis Barber Grondona escuchó el avance de la excavación de la mina subterránea que realizaron mineros republicanos por debajo del Alcázar para volarlo, colocando vasos de cristal en el suelo. E incluso escuchó las conversaciones entre los mineros, lo que permitió conocer la carga explosiva que iban a utilizar y realizar una estimación de las partes del edifico que colapsarían como consecuencia de la voladura. Esa zona del Alcázar fue evacuada y acordonada, aunque se dejaron encendidas por la noche las luces de las estancias para no despertar sospechas entre los atacantes de que sus planes habían sido descubiertos. Las estimaciones realizadas fueron muy acertadas, ya que de hecho la última piedra que cayó al derrumbarse esa parte del edificio lo hizo sobre la cuerda. De este modo se evitó la pérdida de vidas cuando se produjo la voladura del Alcázar. Y una vez producida esta, los defensores estaban en sus puestos totalmente preparados para iniciar la defensa antes de que el ataque por tierra que siguió a la voladura se produjera.

Carmen Grondona Bandrés.


Izquierda: arriba Carmen Grondona Bandrés y Luis Barber Sánchez, abajo sus hijos María del Carmen, Emilio y Luis . Derecha: Carmen Grondpona Bandrés con sus hijos José María y María Teresa.


María Teresa Barber Grondona y su hermano José María de niños.


Carmen Grondona Bandrés y Luis Barber Sánchez vestido como caballero del Santo Sepulcro de Toledo.



El genocidio de la familia Barber Grondona cometido por los socialistas y comunistas

El diputado y líder del partido político monárquico Renovación Española José Calvo Sotelo (1893-1936) fue detenido ilegalmente y asesinado el 13 de julio de 1936 por guardias de asalto y varios guardaespaldas del ministro del PSOE Indalecio Prieto. José Calvo Sotelo era el marido de Enriqueta Grondona Bandrés (1892-1971), que era hermana de Carmen Grondona Bandrés.

En los primeros meses de la Guerra Civil la ciudad de Toledo fue escenario de una persecución y un genocidio religioso y político perpetrado por los milicianos y las autoridades republicanas socialistas y comunistas. Entre el 22 de julio y el 27 de septiembre de 1936, sólo entre sacerdotes y religiosos de la diócesis toledana, fueron asesinadas 103 personas.

Emilio Grondona Bandrés y Enrique Barber Grondona —hermano e hijo, respectivamente, de Carmen Grondona Bandrés— fueron fusilados en Toledo el 25 de julio de 1936.

Emilio murió al ser fusilado, y a Enrique le encontraron unas monjas tirado en la calle agonizando con un tiro en la cabeza pero aún vivo, y le trasladaron a un hospital en Madrid donde estuvo ingresado en estado muy grave. Los milicianos republicanos le localizaron, y el 27 de julio de 1936 entraron en el hospital, asesinaron de un tiro al médico sólo por el hecho de haberle atendido, y a él le mataron tirándole por las escaleras del hospital.

El motivo de tan crueles y ensañados asesinatos contra nuestra familia fue una persecución política por el mero hecho de ser considerados «de derechas» y ser parientes del político monárquico José Calvo Sotelo, quien también fue asesinado por los socialistas y comunistas, como se ha comentado anteriormente.

También recordamos a José Barber Delgado —primo de María Teresa Barber Grondona—, de 19 años de edad y que estudiaba ingeniería de minas en Madrid. Su domicilio familiar fue registrado por los milicianos republicanos, que encontraron escondida una estampita de la virgen, que guardaban como un recuerdo de su abuela, y preguntaron a toda la familia que de quién era. Para salvar a sus padres, José afirmó que era suya, motivo por el cual fue detenido y encerrado en una checa. Fue trasladado en una saca a Paracuellos del Jarama. Antes de subir al autobús que lo transportaría a Paracuellos, un miliciano republicano se apiadó de él, le tiró un crucifijo al suelo y le dijo que lo pisara para salvarse, a lo que José se negó. Murió fusilado.

Enrique Barber Grondona y José Barber Delgado siguen enterrados en fosas comunes en Paracuellos del Jarama.


La memoria histórica y la memoria democrática

Los crímenes cometidos y amparados por el PSOE, el Partido Comunista y la izquierda antes de la Guerra Civil, como el asesinato de Calvo Sotelo, quedan fuera de la Ley 52/2007 de Memoria Histórica.

Por su parte el Proyecto de Ley de Memoria Demócratica que sustituye y deroga a la anterior no sólo afecta únicamente al «período comprendido entre el golpe de Estado de 18 de julio de 1936, la Guerra de España y la Dictadura franquista hasta la promulgación de la Constitución Española de 1978» de forma arbitraria y dejando fuera deliberadamente todos los crímenes y la violencia cometidos por los socialistas y la izquierda antes de la guerra. Sino que además muchas de sus disposiciones únicamente afectan a «la sublevación militar, la Guerra o la Dictadura», por lo que también quedan fuera todos los crímenes cometidos por el bando republicano que en rigor no se pueden considerar acciones de guerra, como las persecuciones y los genocidios políticos y religiosos cometidos en las ciudades de Toledo y Madrid.

Ambas leyes han sido promovidas y aprobadas por el PSOE y el Partido Comunista, autores de dichos crímenes. Ambos partidos están tratando de ocultar a la sociedad su historia totalitaria, violenta y criminal y de imponer una versión sesgada y falsaria de la historia basada en el reconocimiento y el ensalzamiento únicamente de las víctimas de uno de los dos bandos de la Guerra Civil mientras se ocultan deliberadamente los crímenes, la violencia, los genocidios y los intentos de golpe de estado contra la legalidad democrática cometidos o amparados por el PSOE, el Partido Comunista y la izquierda antes y durante la Guerra Civil. Todo ello revestido de un falso y cínico propósito de reconciliación y concordia.


 

Agradecimientos

A María Teresa García de Diego Barber por la información sobre los Grondona. Y a Roberto Félix García por información sobre Emilio Grondona y Francisco de Paula Grondona, y por la identificación y la fotografía actual del puente sobre el río Sangrera en San Bartolomé de las Abiertas.



Bibliografía

  • García Álvarez, Antonio. 2010. «Historia del Cuerpo de Ingenieros de Montes (1853-2010)». Colegio y Asociación de Ingenieros de Montes. Madrid. Depósito Legal: M-23693-2010.


Nota

El pleno del Ayuntamiento de San Lorenzo de El Escorial en sesión celebrada el día 23 de mayo de 2019 acordó la concesión de Medalla de Oro de este Real Sitio a la Escuela de Ingenieros de Montes. Este gesto de alguna manera cierra la herida tras los trágicos hechos de 1914 conocidos como «los sucesos de El Escorial».




 
 

Todos los derechos reservados. All rights reserved.